Los indicadores clave del desempeño (KPI) son mediciones específicas y cuantitativas del desempeño de una organización. Estos indicadores pueden brindar información crítica sobre la organización y revelar oportunidades para mejorar.

Sin los KPI, muchas compañías pequeñas caen en la trampa de tratar los síntomas de los problemas en lugar de las causas originales de los mismos. Lo mismo ocurre a la hora de evaluar los éxitos; estas compañías responden de manera ad hoc intentando replicar los resultados positivos mientras evitan repetir los negativos, sin tener una imagen clara de los factores clave que produjeron esos resultados.

Indicadores clave del desempeño

Establecer indicadores clave del desempeño (KPI) y seguirlos de cerca le permitirá entender los obstáculos para alcanzar sus objetivos comerciales, así como descubrir oportunidades para mejorar su consultorio. Usar los KPI le dará una imagen clara de las variables que afectan su éxito. Generalmente los actores principales de una organización son quienes determinan los KPI y, cuando estos indicadores se aplican de manera efectiva, sirven como una brújula para navegar estratégicamente hacia los objetivos. Uno de los indicadores más ilustrativos para los profesionales del cuidado de la vista son los ingresos por estudio.

Ingresos por estudio

Comparar los ingresos por estudio con una referencia a nivel nacional, como la mediana actual de $306 por estudio completo,1 puede ayudarlo a definir si debe estudiar en mayor detalle las variables y los procesos subyacentes, como el tipo de gafas, armazones y lentes de contacto que utiliza, los honorarios que cobra por cada estudio y el desempeño del personal de ventas.

Ingresos por hora de trabajo del personal

Otro KPI útil son los ingresos brutos por hora de trabajo del personal, que surgen de dividir los ingresos brutos durante un período de tiempo dado entre las horas de trabajo (que no sean de laboratorio) que el personal haya trabajado durante el mismo período. El resultado puede ayudar a identificar no solo los miembros del personal con mejor desempeño y la eficiencia del personal, sino también la dotación óptima de personal. 

Consistencia y aplicación

Para desatar el poder de los KPI, debe usarlos consistentemente y ser diligente a la hora de comunicar los hallazgos al personal, así como articular cómo esos hallazgos se relacionan con los objetivos y las estrategias. Hacer un seguimiento esporádico no ayudará realmente a mejorar la comprensión que usted o el personal tienen del estado de su compañía. Análogamente, no incorporar indicadores en las acciones las tornará inútiles. En cambio, si se aplican de manera consistente y se integran en una estrategia, los KPI pueden convertirse en herramientas poderosas que fijan expectativas de desempeño, fomentan la transparencia y garantizan que usted y su equipo trabajen juntos en pos de objetivos comunes.

1 Management & Business Academy for Eye Care Professionals. Key metrics: assessing optometric practice performance. Practice Advancement Associates, patrocinado por Essilor. 2015. Disponible en: http://ecpu.com/media/wysiwyg/docs/paa_keymetrics_0415.pdf. Consultado el 5 de julio de 2016.